Eres mi cuento número...


Ver una entrada al azar

sábado, 8 de septiembre de 2012

Ich vermisse dich.

Hace una noche perfecta. Una de estas noches en la que no te apetece hacer nada de nada. Reina la incomodidad, el cansancio y el aburrimiento. Cierras el Tuenti sin despedirte de nadie, total, las conversaciones están muertas. No sabes qué hacer y de repente coges una peli, de esas super románticas. La primera que pilles.
Te tumbas en la cama, apagas la luz y le das al play. La peli comienza, todo va bien y a medida que avanza te sientes distinta. Te afecta cada una de las palabras de los personajes como si fueran dichas por ti. Los sentimientos están a flor de piel. Y entonces llega, el momento triste de toda película de amor. Empiezas a llorar. ¡Qué bonita! Y sigues.
Lloras, lloras, lloras y de repente te das cuenta de que te duele mucho la cabeza y de que has gastado el paquete de pañuelos de papel. Has dejado de llorar por la película, has empezado a llorar por tí. Bueno, por él. Porque sí, todo te recuerda a él. Y bueno, ya que estamos, no hace falta que mientas... Todo esto no es por una simple película de amor, todo esto es porque hace una noche perfecta para darte cuenta de lo mucho que le echas de menos.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Eres mi recuerdo número...